La importancia de una buena limpieza en las fábricas

Una buena limpieza para las industrias metalúrgicas, es clave para cualquier fábrica, para realizarla, se lleva a cabo un conjunto de técnicas y acciones que permiten tener un puesto de trabajo seguro, limpio y salubre. Para planificar la limpieza de una fábrica, antes se deberá ordenar y dejar todo el espacio preparado para poder hacer una limpieza apropiada y eficiente. También se deben tener en cuenta las zonas donde se aplicará la limpieza, ya que, en función del área, se utilizará una maquinaria y productos totalmente distintos.

Para mantener una fábrica inmaculada, es imprescindible utilizar la maquinaria que mejor se adecue a la factoría en cuestión. A continuación, le exponemos algunas máquinas para conseguir una limpieza profesional.

Aspiradores de gran potencia

Son artefactos muy útiles que sirven para limpiar, en profundidad, cualquier superficie. En el sector de la metalurgia, es muy primordial, ya que se trabaja con materiales pesados ​​que dejan muchas virutas y mermas que pueden llegar a ser nocivas.

Fregadoras profesionales

Es una clase de maquinaria muy funcional y eficiente, porque al mismo tiempo barren, friegan y secan el suelo. Las hay muy potentes y que incluso disponen de un motor y un asiento, y otras más básicas que se controlan de pie.

Hidrolimpiadoras

Es un aparato que expulsa chorros de agua a presión u otros líquidos de limpieza y desinfectantes. Pueden funcionar con agua caliente o fría y se usan para limpiar de forma efectiva y rápida todo tipo de superficies.

También se debe tener muy en cuenta cuáles son los productos empleados en la limpieza, ya que los hay de muchos tipos, por eso es muy importante leer con detenimiento las etiquetas e instrucciones. A continuación, le haremos una pequeña clasificación de los químicos dedicados a la limpieza en el sector de la siderurgia:

• Desengrasantes: Son sustancias con la capacidad de eliminar aceites y grasas, que el agua no puede disolver por sí sola, a través de una reacción química, dejando la superficie libre de contaminantes.

• Desoxidante: Es un compuesto químico que se utiliza en la industria química para reducir la cantidad de oxígeno y eliminar la corrosión que se produce en las superficies metálicas expuestas en la humedad.

• Desincrustantes: Productos destinados a la eliminación de manchas o capas voluminosas de óxido formadas en metal. De esta manera se evita la acumulación de sales que pueden llegar a crear tapones.

Tener una limpieza profesional en tu fábrica es imprescindible y necesario para tus trabajadores y clientes, para conseguirlo, puede utilizar los productos de Unidad Química que encontrará a continuación.

Comentarios (0)

No hay comentarios en este momento

Nuevo comentario

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestra web. Si sigue utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo. Más info